Páginas vistas en total

jueves, 21 de noviembre de 2013

Canapés de lomos de sardina y atún.

Ingredientes.
-pan tostado
-1 lata de atún en aceite
-mahonesa
-lomos de sardina en aceite.

Colocamos el atún escurrido en un cuenco, lo vamos partiendo en trozos más pequeños, le añadimos salsa mahonesa y mezclamos bien.
Sobre cada tosta de pan vamos colocando un poco de la mezcla de atún y mahonesa. Y acabamos colocando sobre cada una un trozo de sardina en aceite.


miércoles, 20 de noviembre de 2013

Aperitivo de queso fresco y lomos de sardina.

Este es un aperitivo que podemos realizar cuando tengamos prisa ya que es uno de los más sencillos.
Cortamos en trozos queso fresco tipo Burgo de Arias, sobre cada trozo colocamos un trozo de lomo de sardinas en aceite.
Y finalizamos añadiendo un poco de un buen aceite de oliva virgen extra por encima.

martes, 19 de noviembre de 2013

Bacalao con pisto.

Esta  fué la comida que preparé este domingo, de postre hice una crepes que rellené con crema pastelera.
Ingredientes:
-Ventresca de bacalao
-1 cebolla
-1 pimiento rojo
-1 pimiento verde
-1 calabacín
-4 dientes de ajo
-aceite de oliva
-sal
-un poco de harina

La ventresca de bacalao es descongelada, la compro de congelados Fajardo que está ya desalada y en su punto justo de sal.
Comenzamos poniendo el aceite en una sartén grande, sofreímos los ajos laminados, añadimos la cebolla y los pimientos cortados en dados, cuando ya casi están añadimos el calabacín pelado y cortado también a dados, removiendo continuamente para que no se queme.
El bacalao lo cortamos a trozos, lo enharinamos, quitamos el exceso de harina y lo freímos en aceite de oliva.

lunes, 18 de noviembre de 2013

Tarta de zanahorias y coco.

En este blog ya he publicado alguna receta dulce elaborada con zanahorias, creo que no hace mucho hice un bizcocho de zanahorias y almendras. Había oído mucho hablar de una tarta elaborada con bizcocho y rellena con capas de zanahorias y coco. Me puse a buscar por Internet y encontré esta de Recetario Canecositas, que ella había adaptado de la Cocinita de Quirós; como son dos blogs que conozco sabía que la receta iba a salir bien.
La he hecho siguiendo las instrucciones de Canecositas.
Me ha salido más rústica que a ellas porque no he recortado el bizcocho con molde y no lo he decorado con zanahorias de mazapán, pero esta era una prueba para comprobar el sabor de la misma y ver como quedaba el bizcocho elaborado en microondas.
Si no se dispone de tiempo podemos elaborarlo con bizcocho comprado o soletillas.
Ingredientes:
Para las 3 bases de bizcocho en microondas necesitamos:
-6 huevos
-150 grs de azúcar
-150 grs. de harina
-Levadura en polvo

Para el relleno:
-1 kg. de zanahorias
-300 grs. de azúcar
-100 grs. de coco
-60 grs. de almendra molida
-Un poco más de coco para decorar.

Comenzamos elaborando las tres bases de bizcocho, para ello ponemos 2 huevos con 50 grs. de azúcar en el vaso con la mariposa durante 3 minutos, temperatura 37º y velocidad 3 1/2. Al finalizar lo ponemos 2 m. más sin temperatura a la misma velocidad. Incorporamos la harina y un poco de levadura y marcamos 10 segundos a velocidad 2 1/2. Terminamos de mezclar con la espátula. Tenemos preparado un molde que pueda ir al microondas, yo lo he puesto en un molde de pyrex al que he puesto papel de hornear porque los moldes que tengo de silicona eran demasiado grandes.
Lo horneamos a temperatura máxima (850 w) durante 2 minutos y medio. Así hacemos las tres bases de bizcocho. Las recortamos según la medida de nuestro molde.

Continuamos con el relleno para ello pelamos las zanahorias, las cortamos en trozos y las ponemos a cocer en una cacerola con agua que las cubra hasta que estén blandas. Ponemos en la thermomix las zanahorias cocidas, el azúcar, el coco, la almendra molida y un cubilete del agua en la que hemos cocido las zanahorias.
Trituramos a velocidad 6.
Comenzamos con el montaje de la tarta, para ello ponemos una base de bizcocho sobre el plato o fuente en que vayamos a servirlo, añadimos una capa de zanahorias y continuamos así con las diferentes capas hasta que acabemos con una capa de zanahorias que posteriormente decoramos con un poco de coco rallado.
La elaboramos el día antes que vayamos a consumirla para que el bizcocho vaya absorbiendo la humedad del relleno y quede blandito.